ODA AL CERDO (AL ANIMAL QUIÉICIR)

O en cuaresma está prohibido

o cerdo es palabra impura

o sube el colesterol

o tiene clembuterol

o pone la arteria dura

¡Ay! Que me da un vahído.

¿Pensáis que somos idiotas?

No hagamos de esto un dramón.

No me vais a convencer

que sea pecado comer

un poquito de jamón

ibérico de bellota.

Y me pregunto admirado

¿Qué coño tiene que ver

aquí cualquier religión

para prohibir el jamón,

para impedirnos comer

un manjar que es tan sagrado?

Me barrunto que es un bulo,

un ardid bastante fino

como tantos otros fueron.

Los curas jamón comieron

y lo regaron con vino

con muy poco disimulo.

Y si el señor cura lo cata,

perdonen la irreverencia

Nosotros también podremos

Y el jamón nos comeremos

Sin recargos de conciencia

hasta esquilmar bien la pata.

Sea cuaresma o navidades

Seamos cristianos o moros

es deporte nacional

venerar a este animal

nacido en la piel de toro

con tan grandes cualidades.

¡Viva el cerdo! Ser divino

que tanto placer procura

comido de mil maneras.

Chorizo, lomo, perneras

hasta la pezuña dura

Morcilla, patas, tocino…

Místico quitapesares,

escucha mi palabra justa:

Yo no estaría  muy cuerdo

si no te dijera, cerdo,

que de ti todo me gusta,

incluso hasta tus andares.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a ODA AL CERDO (AL ANIMAL QUIÉICIR)

  1. Óscar dijo:

    Muy bueno. Y el cerdo, más. La oreja, el morro… Rico, rico, por mucho que diga la OMS. Un abrazo, amigo

  2. cmacarro dijo:

    Tantos deportes que terminan en -ing… ¿Por qué no inventamos el cerding (comer cerdo)?

    • antoncaes dijo:

      Porque eso no es un deporte es un arte (comer cerdo hasta hartarte)
      Yo que soy Bellotero de nacimiento le digo al mundo entero,
      que no hay animal mas limpio que el gorrino,
      guarro o también mal llamado cochino,
      que comer cerdo no es pecado,
      pecado sería no hacerlo,
      pues hay nobleza en su crianza,
      más aún es su cebo y ya no hablemos de su matanza.
      Se adora la carne cruda, que se cuelga de una enrama
      y se reza con devoción para que sea pronto su curación,
      poder hincarle el diente venerando a su progenitor,
      a ese lindo marrano que fue cebado para tal menester,
      llenar la tripa de sus tripas, de sus carnes también.
      De la pata trasera mejor no hablar pues hasta once meses ha de colgar,
      por la pezuña después de su carne salar y una vez curados
      se suelen llamar jamones con chorrera se el calor les da,
      aunque raro es que el buen tiempo los pueda estropear
      pues para entonces ni hueso para caldo suele quedar.

  3. luisjuli2 dijo:

    “Del cerdo hasta los andares”, como dice el refrán. O como dice este otro “Mejor cerdos que amigos, que por lo menos dan jamones”
    Un abrazoooooo y mi reconocimiento por tan genial entrada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s