UNA HISTORIA… INUSUAL .- CAPÍTULO UNO

Mi nombre es Juan González.

Soy un tipo normal y corriente. Tengo un trabajo normal y corriente, una vida normal y corriente. Incluso mi propio nombre es tan común que pasa desapercibido para cualquiera. Pero eso tampoco tiene importancia.

No destaco en nada, no soy reconocido por nada, no he hecho nada especial que llame la atención a la gente. No estoy dado de alta en ninguna red social, no participo en foros… en fin, quiero decir que, tal como es mi vida, jamás hubiera imaginado que alguien pudiera fijarse en mí.

Sin embargo, alguien ¿o debería decir algo? muy especial, lo hizo.

¿Por qué?

Ni siquiera ahora, tras haberlo meditado concienzudamente una y otra vez soy capaz de encontrar respuesta a esa pregunta aparentemente tan simple.

Espero que a lo largo de estas páginas tenga la inspiración suficiente como para poder explicarlo con lucidez y que mis palabras se entiendan adecuadamente a pesar de que es complicado plasmar en el papel, siquiera racionalizar, ciertas incomprensibles experiencias.

De un tiempo a esta parte me han pasado cosas.

Cosas extraordinarias, misteriosas, aberrantes, alucinantes, aterradoras a veces, gratamente sorprendentes otras. Pero todas me han llevado a una certera conclusión.

Y mi deber es compartirlo, sacarlo a la luz pública porque sé que no soy el único. Sí amigos, hay mucha gente sencilla como yo que calla por miedo, temor sobre todo a ser motivo de escarnio y vergüenza. Inexplicablemente (O no) la gente en general suele reaccionar de esta injusta manera cuando lo que se le presenta ante sus ojos sobrepasa su limitado entendimiento.

A los que como yo han sido de alguna manera tocados por… digamos… por algo especial, me gustaría hacerles comprender que no están solos y que un mensaje tan trascendente como el que atesoran debe ser expuesto al mundo a pesar de las inconveniencias.

La gente tiene derecho a que le cuenten la verdad, aunque a la postre reaccionen adversamente.

Después, el que tenga oídos que oiga y el que tenga ojos, que vea.

No sé si en alguna ocasión os habréis llegado a plantear si las cosas ocurren o no  por casualidad. Yo creo que cualquier persona, en algún momento concreto de su vida, quizás debido a un hecho puntual se ha llegado a preguntar si aquello que le estaba sucediendo había sido fruto del azar o bien era producto de una especie de  programa preconcebido del que únicamente estaba interpretando  un pequeño papel.

Debo confesar que yo sí me he hecho esta pregunta; y no sólo una vez, sino que, desde aquella noche es algo que me ocurre con relativa frecuencia. Con creciente y angustiosa frecuencia, debería puntualizar.

No hablo de religiones, con las que sería relativamente fácil argumentar que el destino está escrito para justificar existencias miserables.

Hablo de la vida misma. De las cosas que ocurren cada día. De hechos a los que no damos importancia y sin embargo forman parte de un entramado que difícilmente podemos concebir como azar.

Ni siquiera sé por dónde empezar a contaros esta  historia, para mí alucinante, así como ni siquiera sé si llegareis a creerla o, por el contrario y, como cualquier persona con dos dedos de frente pudiera llegar a creer, pensaréis que no es sino la alucinación transcrita al papel de un demente o quizás, de una persona en estado de total ebriedad.

De cualquier forma, y como único testigo que soy,  me limitaré a  relatar, con el mayor detalle del que sea capaz de recordar  lo que me ocurrió aquella noche. Cada cual, es libre de juzgar positiva o negativamente lo que a continuación va a leer. Yo no puedo hacer más, ni lo pretendo.

Bien sabe Dios que no me importa en absoluto. SÉ que lo que he vivido no fue ningún sueño y que los recuerdos que de ello conservo son recuerdos de algo tan real y tangible que aún se me eriza el vello sólo con rememorarlo.

CONTINUARÁ…

CAPÍTULO DOS

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Relatos grandes. Guarda el enlace permanente.

15 respuestas a UNA HISTORIA… INUSUAL .- CAPÍTULO UNO

  1. torpeyvago dijo:

    Interesante comienzo para una historia de ¿misterio, amor, terror, fantasía, ficción científica…? Intrigadito me dejas. Quedo pendiente de la continuación.

  2. antoncaes dijo:

    Jajajajaja mas de quinientas palabras y que nos has dicho ¡Nada! absolutamente nada. 😉 Esto es empezar una historia queriendo contar sin saber que contar. 😛
    Claro que hasta para no decir nada y engatusar al lector hay que tener clase y tu la tienes amigo mío, tu la tienes. 😀 😀

  3. Hala! Enganchaditos nos tienes, esperemos que continúe pronto 😘😘😘

  4. periko523 dijo:

    CON UNA GRAN INCÓGNITA ME QUEDAS QUE SERÁ LO QUE NOS NARRARAS

  5. Pingback: UNA HISTORIA INUSUAL,. CAPÍTULO DOS | borderline

  6. Pingback: UNA HISTORIA… INUSUAL.- CAPÍTULO TRES | borderline

  7. Pingback: UNA HISTORIA… INUSUAL.- CAPÍTULO CUATRO | borderline

  8. Lord Alce dijo:

    Como a Torpeyvago, interesante me parece el comienzo. La táctica (más o menos, claro) del manuscrito encontrado siempre es útil, y la historia parece que se va a decantar por cuestiones… ¿sobrenaturales? Dijiste que lo próximo que escribirías no tenía que ver con Edelmiro y cía., así que… seguiremos leyendo 😀

    • cmacarro dijo:

      En realidad esta es una historia que tenía escrita. La cuarta parte de Edelmiro (si no cambio de idea) irá por derroteros parecidos, pero con otro tratamiento.

  9. Pingback: UNA HISTORIA… INUSUAL.- CAPÍTULO CINCO | borderline

  10. Pingback: UNA HISTORIA… INUSUAL.- CAPÍTULO SEIS | borderline

  11. Pingback: UNA HISTORIA… INUSUAL.- CAPÍTULO SIETE | borderline

  12. Pingback: UNA HISTORIA… INUSUAL.- CAPÍTULO OCHO (Y ÚLTIMO) | borderline

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s