PAJARITOS POR AQUÍ, PAJARITOS POR ALLÁ…

¡Lindos pajaritos!

Por más que intento recordar no consigo  rememorar ningún verso, letra de canción o pasaje de algún relato o novela donde no se hable poéticamente de los tiernos y frágiles pajarillos.

¡Ah, esos lindos, gráciles y bucólicos seres alados!

“…Pajarillo que cantas en la laguna no despiertes al niño que está en la cuna…” Nana popular

“…Volverán las oscuras golondrinas de tu balcón sus nidos a colgar…”Gustavo Adolfo Bécker

“…Los pájaros, como los ángeles, tienen alas…” Gloria Fuertes

“…Fui por el mundo buscando la vida; pájaro a pájaro conocí la tierra…” Pablo Neruda

“…arriba canta el pájaro y abajo canta el agua…” Juan Ramón Jiménez

“…los pájaros del campo no se preocupan por su sustento porque Dios les provee…” JC

“…Aaaaay,  pájaro, que ya te veo venir…” Mía

¡COMO SE NOTA QUE NO DEBÍAN DE TENER COCHE SOBRE EL QUE SE CAGARAN ESTOS PEQUEÑOS CABRONES!

¿Pero a quién se le ocurrió pensar en una paloma como símbolo de la paz?

Será de la paz en la que se queda su aparato digestivo después de bombardear sin piedad los objetivos del día, entre los que se encuentra, por supuesto, el parabrisas de mi coche.

¿Y las urracas? Las hijas de puta, además de ser desagradables cuando cantan, son abundantes, generosas y corrosivas cuando defecan, cuando hacen una deposición, CUANDO CAGAN,

 ¿Dónde?

En el parabrisas de mi coche. En el parabrisas y, por simpatía en el resto.

¡Qué jodías! Y ya puedes limpiar el desaguisado cuanto antes, porque cuando ese excremento se seca, por mucho que le des con la manguera a presión del lavadero de coches siempre queda una briznita adherida a la chapa o al cristal y la única manera posible de quitarla es… con la uña. La consecuencia es que llevas todo el puñetero día un recuerdo bajo tus uñas del pajarito en cuestión.

Pero la madre de todas las aves guarras es la cigüeña ¿Habéis tenido la suerte de ser atacados por la caquita (es un eufemismo muy gordo) de una cigüeña? Los que vivimos en ciudades “cigüeñales” tipo Cáceres, Alcalá de Henares, Ciudad Real, Trujillo, Alcántara … Sabemos de esas terribles tortillas de patatas desparramadas bajo la cornisa de algún campanario o iglesia. ¡Ay del incauto turista que se para un rato bajo esas cornisas!

Y uno visita estas localidades ¿Y qué se compra como recuerdo? Un peluche con una ventosa para pegar en el cristal del coche, ¡Que es una cigüeña! Si es que estamos apollardaos.

¿Pero quién es el iluso que es capaz de ver poesía en los pajarillos?

¿Cómo querían nuestras madres que saliéramos guapos en las fotos si antes de disparar nos amenazaban con el manido “mira, mira, el pajarito”?

¡No me jodas! Así sacábamos todos unas caras de acojone que “pa” qué.

Estoy más en la línea de Alfred Hitchcock. Hay que temer a los pajaritos, o bien porque se pueden aliar en grandes bandadas con el único objetivo de picotearte el cráneo sin consideración o sencillamente porque te cagan encima sin misericordia.

¡Cuánta razón llevaba el ballestero del romance del prisionero!

¿Qué le dé Dios mal galardón? ¿A ese pobre hombre?

Si es que estaría hasta los mismísimos huevos de que la puñetera avecilla, después de cantarle al albor al prisionero, se le hiciera de vientre encima de la cota de mallas ¡Con lo mal que sale eso!

¡Qué pena no haber tenido esta mañana un tirachinas y haber pillado in fraganti al cagón que me ha tuneado el coche! De una pedrada le hubiera devuelto las heces al lugar de donde nunca habrían debido salir, haciéndole reventar en su propia mierda. Peeeero, se me hubieran echado encima las protectoras de animales. Así que me toca joderme y rascar con la uñita lo que no ha salido con los dos euros de agua a presión que llevo gastados esta mañana.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Revueltos mentales. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a PAJARITOS POR AQUÍ, PAJARITOS POR ALLÁ…

  1. Maria dijo:

    A mi tampoco me gustan ni un poco

  2. cmacarro dijo:

    Es que dan un poco de repelús ¿eh?
    Sobre todo si salen cagones

  3. ¿Y las gaviotas? Esas si que se quedan agustito cuando dejan caer sus “necesidades” sobre el parabrisas del coche… y como te ataque una ya no puedes hacer nada!!!

    • cmacarro dijo:

      Cierto, cierto, esas también se las traen.
      Además, cuando las ves venir volando hacia ti con esa envergadura… Son grandes ¡enormes! A mí me me da por pensar que pueden atacarme, con ese pico… con ese culo…
      Ay,ay,ay. No sé como se llama la fobia a los pájaros ¿Pajarofobia?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s